ÓDIAME   1 comment

Ódiame, ódiame intensamente,
rasga con tus uñas el aire que respiro,
sofoca en un instante todos mis anhelos,
rompe de una vez, con todos los rencores,
arrastra mis sueños por el confín de tu desprecio,
mírame y repudia cada instante que te duela,
mis labios temblorosos,
y mis ojos incrédulos de ti,
pero escucha al final de los tiempos,
en el inicio de ésta muerte que renace para ti,
a tu boca sigilosa y anhelante, 
exclamar la incongruencia del perdón liberador.
 

E. Rivadeneyra

Publicado 25 julio, 2009 por Eugenio Rivadeneyra Pasquel en Poesía

Una respuesta a “ÓDIAME

Suscríbete a los comentarios mediante RSS.

  1. Hola Eugenio,Gracias por tus visitas, siempre es un lujo los versos que dejas en tus comentarios, y un placer leerte.¨los latidos del otro mundo son, de un silencio de moribundos.¨Me encantó el poema, ¨siempre me pregunto¨Me impresionó esta frase, te dejo un abrazo fuerte: )eva

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: